Dialogando con el Siglo

ideas y consideraciones relativas a nuestro tiempo, información interesante para animar al pensamiento a ensanchar sus campos.


Deja un comentario

La realidad vital del siglo XXI. La aparición de Cristo en el mundo etérico, El ser de Sofía. Parte II

Uno de las personas que, tomando las indicaciones y contenidos dados por Rudolf Steiner en su obra, presentó con extraordinaria profundidad el tema de la aparición de Cristo en el mundo etérico, fue Valentin Tomberg

Valentin Tomberg nació en el año 1900 en San Petersburgo. Desde muy joven buscó el conocimiento, llevándole sus inquietudes a contactar con distintos círculos idealistas y herméticos sumidos en este empeño. En 1917 abandonó la Sociedad Teosófica,  decepcionado por la falta del elemento vinculado a la razón y al sano juicio que encontró en ella,  y se entregó de lleno al estudio de la obra de Rudolf Steiner.

En la década de los años 30 del siglo pasado publicó distintos artículos en diferentes revistas antroposóficas, tales como “Das Goetheanum”, “Anthroposophie – Monatsschrift für Freies Geistesleben” etc. A este periodo corresponde también el extracto de un ciclo de conferencias que aquí incluyo, dadas en Róterdam a final del 1938 y comienzos del 1939, según ciertas fuentes; de acuerdo a otras, en el verano de 1939, durante un encuentro de la Sociedad Antroposófica en Holanda. El ciclo lleva por título “Los Cuatro Sacrificios de Cristo y la Aparición de Cristo en el Mundo Etérico”.

Estas conferencias, y su autor, nunca fueron conocidos a nivel general hasta su publicación en la editorial Achamoth en 1983. Fragmentos de ellas, especialmente los relativos a la aparición de Cristo en el Mundo Etérico, circulaban por distintos grupos y personas relacionadas con la Antroposofía, pensándose entonces, también el El Goetheanum, que pertenecían al ámbito de las “Sesiones esotéricas del año 1910” ofrecidas por Rudolf Steiner. Con otras palabras, al percibir la profundidad de su contenido fueron asignadas al fundador de la Antroposofía[1].

No quiero extenderme más aquí sobre la biografía y la obra de Valentin Tomberg. Si se tiene interés, recomiendo la página http://www.fhab.de – si el lector tiene la posibilidad de leer en alemán o en inglés.

Vuelvo a insistir que lo que a continuación publico es un fragmento de todo un ciclo de 7 conferencias. La revisión de la traducción al español de este ciclo estará pronto accesible al lector interesado.

Valentin Tomberg

Extracto del capítulo 6 del ciclo de Conferencias “Los Cuatro Sacrificios de Cristo y la Aparición de Cristo en el mundo etérico”

”  EL KARMA HUMANO DE CRISTO JESUS

Sin embargo, debemos de hacernos la pregunta: ¿qué significado pueden tener  para el propio Cristo las consecuencias kármicas del Misterio del Gólgota? Puesto que Cristo ha sido hombre, vivió en un cuerpo humano y pasó por una muerte humana; a través de ello El ha entrado en el karma humano y ha ocasionado un karma humano, un karma que debe de tener sus efectos en el futuro.

Cristo Jesús tuvo  una determinada relación con la humanidad en el tiempo en que fue hombre. El tenía un círculo de discípulos. Propiamente tenía tres círculos: un círculo secreto, con el cual podía entrar en relación espiritualmente; después el círculo de los doce, que Le acompañaban en el cuerpo físico, caminando junto a El, y el círculo de los setenta, que son nombrados también en los Evangelios, esta era una relación de la  humanidad con El. La otra fue aquella  que tomo expresión en el juicio contra El y en su condena. La humanidad ha enjuiciado a Cristo Jesús, Le ha condenado y encontrado digno de la pena de muerte. Ella se ha portado frente a El de una manera tal, que Le hizo desaparecer de su entorno a través de Su muerte. Si observamos los estadios del comportamiento de la humanidad frente a Cristo, los estadios en donde El fue juzgado, flagelado, coronado con la corona de espinas , cargado con la cruz y crucificado, para morir en ella, no debemos de creer que ese proceso sólo tuvo lugar una vez hace 19 siglos y que después ha terminado; no, él siguió teniendo lugar y sucede aún hoy en día. Pues la palabras que pronuncio Cristo son verdaderas:

  “Todo lo que hagáis al más pequeño de vuestros hermanos, me lo hacéis a mi” (Mateo. 25. 40,45 ).

Esto también significa, que todo lo que se hace en contra de los hombres que de alguna forma están unidos al Impulso de Cristo, todo lo que les suceda como representantes del Impulso de Cristo, lo vivencia Cristo de forma inmediata.

¡No crean, queridos amigos, que Cristo se ha vuelto insensible frente  a todo lo que sucede con los Suyos en el mundo! Cada golpe que recibe un hombre que se encuentra en un lugar  como representante del Impulso de Cristo en el mundo, alcanza a Cristo hoy en día de la misma forma en que lo hacía antes.

El camino de sacrificio de Cristo aún no ha terminado. Debido a que El es quien vivenció físicamente la Flagelación, la vivencia también con aquel que vive en Su impulso. Y cuando lean, por ejemplo, un escrito como “Ecce Homo”, de Nietzsche, en donde con crueldad interior Le son suministrados golpes de crítica sarcástica, que aparentemente no Le alcanzan – hay un conjunto de corrientes que únicamente existen para continuar esta obra – , no crean que aquél que escribió con la mano de Nietzsche – con la mano de esta desgraciada víctima – no sabía que sus golpes no Le llegaban. No piensen que Ahriman cree que golpea en el aire. El sabía perfectamente a que ser alcanzaban los golpes, al ser de Cristo, quien siente conjuntamente con todos aquellos que de alguna forma están unidos con El.

Todo es presente, todo es hoy; no se trata de ninguna investigación histórica, sino todo absolutamente actual. Y si nosotros hablamos aquí de la acontecida pasión de Cristo, de la histórica, lo hacemos por la razón de comprender las consecuencias kármicas de un hombre determinado – no para trasladar al pasado lo que sucede en la actualidad.

Cristo fue hace 19 siglos, siendo hombre, flagelado, coronado de espinas, cargado con la cruz y clavado en ella para morir. Esto tiene consecuencias kármicas determinadas. No hay nada en el mundo que no tenga consecuencias. Tratemos ahora de entender estas consecuencias.

Hace 19 siglos la venida de Cristo siguió un determinado camino, el camino de descenso desde las esferas celestiales hasta el interior de la Tierra. Sabemos que Su vida terrenal empezó con el Bautismo en el Jordán, después siguió la continuación del descenso en la organización corporal de Jesús de Nazaret; pero El fue aún más profundo que en la corporeidad terrestre, El descendió a lo infracorporal, a lo inframaterial, a las esferas del interior de la Tierra. Tomado de una forma moral-espiritual Su camino fue de arriba hacia abajo, para ascender de nuevo en la Resurrección. Fue por lo tanto una vertical. Este sacrificio estaba sin embargo unido con la cruz, pero la horizontal, que falta en esta linea del descenso y del ascenso, no fue su camino, no la creó. Este camino no lo recorrió. El hizo solamente el camino del descenso y de nuevo el del ascenso.

La línea horizontal fue creada por medio de la relación de la  humanidad frente a Cristo. En el hecho de que la humanidad Le juzgó, Le maltrató, se rió de El y Le condujo a la muerte, se manifiesta la horizontal perteneciente al descenso y formadora de la cruz. Esta fue la relación de la humanidad frente a El. De esta forma surgió la cruz. La relación era de tal forma que se manifestó en el comportamiento de la humanidad frente a Cristo en los estadios del Ser Juzgado, la Flagelación, la Coronación de Espinas, el Llevar la Cruz y la Crucifixión. Esta fue la intención de la humanidad, dirigida a cortar su camino.

Como  consecuencia de este hecho resulta, que en el mundo puede suceder una compensación kármica de Jesús Cristo frente al hombre. Lo que Le sucedió por parte de la humanidad aconteció allí en donde Cristo Jesús se movía, en una pequeña zona del mundo y en un pequeño círculo de hombres, hace 19 siglos. El no hizo ningún viaje, como lo solían hacer los sabios de aquel tiempo. El que haya actuado sólo en un lugar tiene una razón: El no tenía a su disposición  la horizontal del obrar en el espacio. El sólo podía tomar la dirección del descenso. Pero aquellos que recorrieron este camino con El fueron únicamente unos pocos. A la mayoría de los hombres esparcidos en el espacio no pudo visitarles durante su existencia en la Tierra, pues el mundo estaba colmado por Lucifer y Ahriman. Ahora bien, el resultado más significativo y estremecedor del encuentro en aquella parte de la Tierra con un pequeño círculo que representaba a la humanidad, es el hecho de que Cristo ha pasado por el sufrimiento como consecuencia de una condena injusta por parte de la humanidad.  Ahora tiene lugar el resultado kármico de ello: a su disposición se encuentra tanto  espacio en la horizontal  como hace 19 siglos se actuó agresivamente contra El por lado de la humanidad.  Tantos pasos como la humanidad dio para atacarle, se encuentran ahora a su disposición para, en el mundo, caminar en el espacio.

Esta es la razón del porqué puede tener lugar el regreso de Cristo en lo etérico, esta es la razón del porqué Rudolf Steiner  pudo decir con certeza: la vuelta de Cristo al mundo, en lo etérico, sucederá, nada puede impedirlo –  porque esta condicionada karmicamente por Su camino de sufrimiento.

Y el karma es eterno, detrás de él se encuentra el poder del Padre, no existiendo aún en el mundo un poder que se le oponga. Así pues, como ustedes ven, no se trata de una mera profecía, sino del conocimiento de la ciencia de la iniciación, la cual puede ofrecer seguridad frente aquello que ha de venir.

EL KARMA DE LA HUMANIDAD  COMO RESULTADO  DE  LA  CONDENA  A  CRISTO JESUS

Hasta ahora hemos podido hacernos una imagen del carácter básico de la vuelta de Cristo en lo etérico y también de la razón de su suceder. Puesto que mientras hace 19 siglos Cristo Jesús sólo pudo encontrarse con una pequeña cantidad de hombres, solamente con aquellos que pudieron recorrer con El el camino del descenso y del ascenso, poseyendo El solamente una determinada y pequeña zona de la Tierra para su obrar, se Le abrió ahora la posibilidad de visitar al conjunto de la humanidad en la horizontal del espacio. Debido a que entonces la venida de Cristo estaba limitada espacialmente, resultó la necesidad – y kármicamente también la posibilidad – del caminar de Cristo en el espacio. El regreso de Cristo en lo etérico se diferencia de su venida en el cuerpo físico, en que aquél sucederá en la horizontal. La humanidad, sin embargo, tendrá que crear esta vez la vertical. Así pues habrá una profunda diferencia en la forma en que Cristo obró hace 19 siglos  y la manera en como El lo hace ahora.

Tratemos de considerar en forma breve cuales serán los pasos que Cristo realizará en el espacio que está a su disposición como karma humano del Misterio del Gólgota, como karma del comportamiento de la humanidad frente a El en el pasado.

Cristo fue juzgado por la humanidad. Ahora tiene la posibildad de aparecer frente a ella como juez. Juzgar no significa en el sentido de Cristo vengarse, pues Cristo ha de traer la desaparición del principio de la venganza en el mundo. Juzgar en el sentido de Cristo significa que El despertará la conciencia. El tendrá la posibilidad de obrar en el espacio, realizar pasos que harán surgir en los hombres que viven en este espacio el despertar de la conciencia.  El primer anuncio de la venida de Cristo en el mundo etérico será una ola de sentimientos elementales de conciencia,  que se manifestarán en la humanidad con un poder elemental, no sabiendo ésta de donde proceden los ardientes sentimientos de vergüenza que surgen en el alma. Así que se podría decir: el comienzo de la aurora de la aparición de Cristo en el mundo etérico llevará la tonalidad encarnada del sentimiento de vergüenza.

Los hombres vivenciarán, con un poder al que no podrán oponerse, la desilusión respecto a valores que han estimado como lo verdadero o lo bello, y tendrán que vivenciar en el alma una especie de inversión de todos los valores. Así como en el estado de Kamaloka se ha de vivenciar una inversión de los valores de la vida, pues uno se encuentra bajo la radiación de la conciencia del mundo, así deberán los hombres ahora vivenciar la inversión de todos los valores, ya que esta inversión la vivirán como el efecto de Cristo, quien se encontrará obrando en la horizontal, en el espacio.

Y el haber sido Cristo flagelado y coronado de espinas, supone  que a su disposición se encuentra kármicamente un paso más en el espacio. Debido a ello El no despertará únicamente la conciencia de los hombres, sino que El los tocará. Así como El recibió los golpes en la Flagelación, así  podrá El ahora tocar a los hombres; El tocará a los hombres que vivan en un estado de desesperación, para dejar fluir sobre ellos consuelo y valor. El entrar en contacto, tocar a los hombres, dejando irradiar sobre ellos valor para comenzar algo nuevo, es la consecuencia de la Flagelación.

Habrá hombres que dirán: “Nosotros empezamos todo de nuevo“. Puesto que todo lo que ha sido creado, no puede sostenerse bajo esa luz. En cierta forma ha de empezar el primer día de la creación en el reino humano. Los hombres no recibirán este valor de sí mismos, sino al ser tocados por Cristo, siendo esto la consecuencia kármica de la Flagelación que El vivió sobre la Tierra.

Y así como El mismo fue coronado de espinas en el pasado, así repartirá ahora tareas a hombres y a grupos de hombres que se refieren al cómo se ha de servir a Su obra. El coronará a los hombres con tareas de amor.

En el mundo vive el concepto del deber. El “deber” llevará a los hombres un día a una catástrofe; pues todo lo malo que será llevado al mundo, será seguido por los hombres en función del “deber”. Pero por Cristo, en su regreso en lo etérico, serán repartidas tareas de amor a hombres y a grupos de hombres. Un coloso de pies de barro caerá  y se romperá en miles de pedazos: el concepto del deber. En lugar del deber será puesto el “amor por la tarea”.

Y así como Cristo tuvo que llevar su cruz en el pasado, en la cual debía de ser crucificado, así curará Cristo, que aparecerá en el mundo etérico, a los hombres de sus dolencias. De El surgirán curaciones anímico-físicas, curaciones de destino, de tal forma que los hombres que portan su cruz, tendrán la fuerza para llevarla.

Y al ser Cristo en el pasado crucificado, pronunció las palabras:

“Padre, perdónalos porque no saben lo que hacen”.

En estas palabras se encuentra contenido lo que es su voluntad cuando obra en el espacio que le ha sido concedido como consecuencia de la Crucifixión, ésta es, que los hombres sepan lo que hacen. La consecuencia kármica de que Cristo haya sido crucificado no será que la humanidad va a ser también atada, por decirlo así, crucificada, sino que a la humanidad se le abrirán los ojos, que una nueva clarividencia será despertada a través de Cristo, para que todos los hombres vean y sepan lo que hacen; despertará la clarividencia kármica, el ver el karma. Cuando el hombre hoy en día hace algo, no sabe las consecuencias kármicas de lo hecho. Pero en el futuro sabrá lo que hace. La clarividencia kármica es la respuesta de Cristo a la Crucifixión, la cual aconteció porque los hombres no sabían lo que hacían.

Estos son los pasos de Cristo en el espacio de Su karma, cuya causa se encuentra en el tiempo durante el que El fue hombre, y como hombre tenía que andar aquel camino de sufrimiento al que le había condenado la humanidad. De esta forma transformó Cristo lo negativo en lo positivo. El regreso en lo etérico de Cristo es la forma de respuesta de Su entidad a aquel modo de tratamiento que Le fue inferido cuando se encontraba entre los hombres.

Mientras que Cristo hace 19 siglos sólo podía estar en la línea vertical del descenso, no pudo ser percibido por la  Naturaleza. El no podía obrar en la Naturaleza, porque ésta sólo Le puede percibir en la horizontal. Su venida entonces fue solo para la humanidad; pero ahora que El puede caminar en la horizontal, su venida es válida también para la Naturaleza, que ya ha perdido casi totalmente la esperanza de salvación. Esta esperanza de la Naturaleza será fortificada por medio de la venida de Cristo en lo etérico.

Mucho tendrá lugar aún en la consciencia de los hombres como consecuencia de su venida en lo etérico. Mañana hablaremos acerca de los efectos de la venida de Cristo sobre la consciencia humana y sobre la naturaleza.”

Jesús López

Febrero 2015

[1] Véase el prólogo del libro “Die Vier Christusopfer und das Erscheinen des Chritus in Ätherischen “ Editorial Achamoth, 1983

Anuncios


Deja un comentario

La individualidad y la economía.

Antonio Martínez Alcalá, Febrero 2015.- Vamos a entrar en el proceso electoral que va a dar carta blanca a alguien o alguienes –si hay coaliciones- para durante cuatro años -esto si no la hacen muy gorda y hay que convocar elecciones anticipadas- hacer y deshacer lo que tengan a bien transmitirnos. Vamos a ser bombardeados con toda clase de promesas. Van a intentar vendernos lo invendible empleando para ello la farsa, la propaganda engañosa, la invención y si es preciso hasta la mentira. Debemos de entender –la experiencia así lo dice- que las promesas de los partidos no van más allá de la credulidad del que las recibe. Y esto sin distinción, da igual derechas que centro, izquierdas que radicales de todo tipo. Ahí la coincidencia es absoluta. Sigue leyendo


4 comentarios

La realidad vital del siglo XXI. La aparición de Cristo en el Mundo etérico. El Ser de Sofia. Parte I

Si estamos atentos a lo que sucede a la realidad vital en nuestro tiempo, veremos que hay un progresivo ataque a la misma. Con la expresión “realidad vital” me refiero al conjunto de fuerzas destinadas a mantener la vida del hombre, tanto en el ámbito físico como anímico.

Con creciente preocupación se observa el incremento de una serie de enfermedades en la infancia, como el autismo; un crecimiento exponencial del cáncer, hasta el punto de que en algunos años se espera que la mitad de la población lo sufrirá; una mayor presencia de la depresión y otras afecciones mentales; una patente extensión del ateísmo.

Al mismo tiempo que esto sucede se comprueba que una serie de nuevas tecnologías ha irrumpido en la vida del hombre, ofreciendo  como solución a ciertos problemas algo que ha abierto la puerta  a un conflicto mayor que el que pretendían resolver. Un ejemplo de ello son los cultivos transgénicos. Su producción y consumo actúa completamente en contra de las fuerzas vitales, lo que se vende como alimento con la función de regenerar el cuerpo se convierte en veneno para éste[i][1].

En el ámbito de lo doméstico, distintas tecnologías como el Wi-fi[2] y los contadores digitales para medir el consumo de luz, gas y agua[3], presentes en muchos hogares, irradian una serie de microondas que afectan negativamente, en mayor o en menor medida, a las fuerzas vitales, siendo en algunos casos fuente de enfermedades crónicas. La telefonía móvil añade un gran plus a todo ello. Tampoco la nueva tecnología de las  bombillas que ahorran energía ayuda al bienestar de la salud del hombre, pues irradian asimismo una fuerza que va en contra del cuerpo etérico o cuerpo de vida.

En comunidades de muchos países se viene añadiendo sustancias vinculadas al flúor – un producto de desecho tóxico –  al agua potable que consumimos en nuestras casas. Este componente actúa en contra del desarrollo de la consciencia, afectando al sistema endocrino, a la glándula pineal, y al sistema nervioso, y como consecuencia a la vitalidad del hombre.[4]

De forma encubierta distintos gobiernos experimentan con sustancias químicas que dispersan en el aire para crear cambios atmosféricos  – los chemtrails – y probablemente con otros fines, utilizando componentes altamente nocivos para la salud humana.

La lista de elementos y sustancias que afectan negativamente a las fuerzas vitales del hombre es muy larga y abarca todos los campos de su actividad.

Dentro del ámbito educativo programas de enseñanza elaborados por tecnócratas ajenos al aula apuntan a la destrucción de la infancia, creando losas de abstracción académica que lanzan sobre los niños,  destinadas a enterrar las fuerzas vitales al intelectualizar, y con ello desecar más y más la creativa mente del infante[5].

La manipulación informática en los principales medios de comunicación no tiene límites. Las mentiras dichas en ellos y las verdades ocultadas modelan la materia que mueve el pensamiento de muchos hombres, generando sentimientos de miedo, venganza, antipatía, odio, etc. – que de nuevo se presentan como un obstáculo para desarrollar las fuerzas vitales de un organismo sano. Valga aquí mencionar simplemente los sentimientos generados en una importante cantidad de la población mundial tras el ataque a las Torres Gemelas, y los sucesivos ataques de falsas banderas que siguieron a éste. Como ya he mencionado en otros artículos, el siglo XXI está construido, en parte, sobre la base de la gran mentira acerca de la autoría del ataque a los dos rascacielos neoyorquinos. No se desprecie el hecho de que los sentimientos y visones del mundo generados por información manipulada,  por versiones contrarias a lo que es la realidad, hacen nacer pensamientos falsos en los hombres, que, como todo pensamiento, constituyen una fuerza en el universo. Esta fuerza es activa y obra en contra de lo verdadero, de lo armónico, de lo vital. El hombre en este tiempo ha de saber lo que hace, pero no se le ayuda con la manipulación de la información.

Frente a este ataque masivo a la inteligencia y al sentido común, a la percepción y al pensamiento, destinado a mermar las fuerzas vitales de los hombres, se alzan muchas voces críticas que indican que el camino que se pretende seguir hacia el futuro, el camino del 1% de la población poseyendo más riqueza que el resto, el 99% restante; el camino del abuso de poder global de las grandes corporaciones – con los tres gigantes de la corrupción y la malevolencia: La industria armamentística, la farmacéutica y la químico-petrolera[6] -; el camino de unas tecnologías que constituyen una afrenta para  el sano desarrollo del organismo,  no se presentan como los adecuados para el ser humano. Mucha gente despierta, a menudo a través del dolor y el sufrimiento, y busca una alternativa. Así surgen los medios de “comunicación alternativos”, la “medicina alternativa”, los “bancos alternativos o éticos”, la “agricultura alternativa”, etc. Este concepto de “alternativo” no está situado en el espacio adecuado. A lo que se llama hoy “alternativo”   habría que  presentarlo, por el contrario, como lo que debería ser, sin más, como lo común, simplemente porque  es lo adecuado para el bienestar del hombre y la naturaleza, y no como algo paralelo y deseable, pero ajeno a lo convencional u ordinario, y por lo tanto extraño, apartado, sospechoso.  En realidad, el trato que se da a lo alternativo, y su denominación como tal, es una muestra más del profundo alejamiento en que nos encontramos, como sociedad, de un espacio de equilibrio y armonía. Estas formas llamadas “alternativas” están creciendo muchas veces a un  ritmo exponencial, tratando de restablecer el equilibrio perdido, hasta el punto de que, por ejemplo, los medios de comunicación tradicionales han empezado a mostrar una clara inquietud frente a los “alternativos”. Cuando esta inquietud surge, en cualquier ámbito, se reacciona ante ella, no se permite que una corriente nueva ponga en cuestión la autoridad fáctica, y en una u otra forma se pretenderá desprestigiarla, difamarla o aniquilarla. En este sentido puede que el internet tenga los meses o años contados en la parte del  mundo en que aún se mueve sin limitación o censura informativa. Hilary Clinton, o David Cameron ante la ONU recientemente, han dejado bien claro que nos acercamos a ello, y el actual director de los medios estatales de comunicación  en Estados Unidos (BBG), Andrew Lack, crucificaba intelectualmente hace unos días a RT, un importante canal de televisión internacional, en el mismo madero designado a  grupos terroristas tales como ISIS o Boko Aram. Todo en el mismo saco, porque si no estás con la opinión dictada por las autoridades, tantas veces a través del eco de los  medios de información controlados por las grandes corporaciones – unas pocas familias controlan la mayor parte de la prensa y televisión estadounidense -, estás contra el poder, y cada vez plantear preguntas o hacer críticas molestas se irá convirtiendo en un hecho que cruza la antesala del terrorismo.[7]

¿Qué hacer ante tanta marea de fuerzas que han desplazado al Hombre de su centro? Por cierto, hablando de marea, ¿recuerdan que la Mujer vestida de Sol, coronada con 12 Estrellas alrededor de su cabeza y la Luna bajo sus pies, es decir, SOFIA, es perseguida, , tal como nos lo describe el Apocalipsis, por la bestia que vomita una corriente de agua de sus fauces para arrastrarla con ella?.

          “La serpiente arrojó de su boca detrás de la mujer como un rio de agua para hacer que la arrastrase. Pero la Tierra vino en ayuda de la mujer y abrió la Tierra su boca, tragándose el rio que el dragón había arrojado desde sus fauces.” Apocalipsis 12, 15-17

Sofía, la Sabiduría de Dios. Eva-María, Sofía y la Madre: el aspecto ternario femenino de la divinidad. La Madre, la Matriz del Universo. ¡Cuán importante sería comprender hoy en día a la Madre en su aspecto ternario ante el desafío de las fuerzas que se oponen a ella! La comprensión de la Madre viene dada por la tradición, que se basa en las corrientes que recogieron la experiencia terrestre del destino del hombre sin olvidarse nunca de la fuerza y realidad del Cielo – por ejemplo la corriente de Zaratustra o la corriente Rosacruz -, y por la experiencia individual  del alma humana fiel a sus dos ciudadanías, la celestial y la terrenal. Son las últimas fuerzas, las fuerzas terrenales con la impronta del Cielo, las que acuden en ayuda de la mujer para frenar la corriente torrencial vomitada desde las fauces del dragón. La Tierra, reflejando al Cielo, se muestra firme, es decir clara, consciente, frente al deformado y agresivo caudal de las opiniones infundadas y emociones sin control de las masas, fomentadas desde la mentira, la ira, el odio, la venganza, los deseos de “modernidad con una falsa vitalidad”, etc.

Rudolf Steiner habló en una conferencia pronunciada en 1911 en Estocolmo sobre la necesidad, para la evolución de la humanidad, de una clara comprensión de los Evangelios en torno al año 1933. En unos apuntes recogidos por su mujer Maria Steiner  se puede leer que

       “En 1933 los Evangelios han de ser reconocidos en tal medida en su sentido espiritual que han de obrar preparando la         percepción de Cristo. Si no ocurriera así se produciría un caos ilimitado en las almas humanas”. [8]

Más adelante Rudolf Steiner añade:

       “Alrededor de 1933 habrá ciertos enviados de escuelas de magia negra que  de manera falsa anunciarán la presencia         de un Cristo físico.”

En septiembre de 1924, pocos meses antes de su muerte,  Rudolf Steiner se refiere a la necesidad de que la humanidad haya vencido al animal – en el sentido apocalíptico – que surgirá en 1933, para que el hombre pueda aprehender claramente al Cristo etérico. Este encuentro con el Cristo etérico es algo que comenzará a suceder en la primera parte del siglo XX, pero contra él se alzará al final del mismo siglo la fuerza de Sorat.

Allí donde se manifiesta la luz con mayor intensidad aparecen también las sombras con gran fuerza.

Al mirar hacia los acontecimientos históricos en torno al 1933 no hay duda de que lo que destaca es el auge del nacional socialismo en Alemania. La imagen del guía o Führer que surge en la ideología nacional socialista está cercana a la presencia de un Anticristo físico, y por ello podría encuadrarse en la advertencia hecha por Rudolf Steiner 25 años de este suceso. Hitler y el nazismo incorporaron  en sí la corriente que se alzaba contra Cristo y Sofía.  ¿Pero fueron sólo ellos? ¿Cuáles eran los intereses del gran Imperio Británico en la primera mitad del siglo XX? ¿Cuáles los del entonces naciente Imperio Estadounidense, que engullía progresivamente al anterior? ¿No hubo, y hay, otros grupos de poder en el seno de las grandes potencias económicas que actúan también dentro de esta corriente que quiere obstaculizar e impedir el obrar de Cristo en nuestro tiempo? ¿Qué hay que decir acerca de la creación durante el gobierno de Woodrow Wilson de la Reserva Federal en Estados Unidos, base del desarrollo de los grandes ataques depredadores bancarios durante las últimas décadas.? O  la CIA, asesinando  a Kennedy en 1963[9],  ¿no  se situó en el centro de esta  corriente de muerte?. Recuérdese que John Kennedy pretendía acabar con la industria armamentística, el enemigo número de América según Eisenhower. No hay que olvidar  que Kennedy era un hombre que abogaba por la paz. ¿No es la paz el saludo que emplea el Resucitado al manifestarse?

Pero volvamos a la referencia de Rudolf Steiner: ¿Por qué concede tanta importancia al reconocimiento del sentido espiritual de los Evangelios para evitar el caos en las almas humanas? ¿Qué fuerza hay en los Evangelios que puede generar armonía en el hombre y la sociedad?  La fuerza que proviene de la comprensión de la Palabra de Aquel que es co-creador del Universo; la fuerza que emana de  la meditación en los Milagros o Señales – la revitalización del cuerpo etérico- ; la fuerza que irradia del entendimiento de la Pasión desde la sustancia de vida del corazón. El esfuerzo de Rudolf Steiner por abrir la puerta de la consciencia al profundo contenido de los Evangelios está patente en su obra. Rudolf Steiner habla desde la esencia de Sofia. Muchas de sus indicaciones se presentan como una invitación a seguir desarrollándolas, como una enzima que hará desplegar nuevas dimensiones de su contenido.

En el año 1938 un gran investigador del mundo espiritual, un hombre que tuvo acceso a los mundos superiores tras seguir las indicaciones dadas por el fundador de la Antroposofía, en definitiva, un verdadero discípulo de Rudolf Steiner, dio una serie de conferencias en Holanda sobre la Aparición de Cristo en el Mundo Etérico. De forma magistral expuso la presencia de Cristo en la evolución del hombre, y dio una clara guía para entender Sus cuatro sacrificios, desde tiempos primordiales, en favor de la humanidad, y su reflejo en el contenido de los Evangelios . De estas conferencias incluiré en este blog próximamente un capítulo que constituye una gran invitación a reflexionar sobre la transcendencia del Misterio del Gólgota.

El mundo actual está sufriendo un fuerte ataque sobre sus fuerzas vitales. Este ataque está encaminado a desviar al hombre del sendero que le ha de llevar al encuentro con Cristo en el plano de las fuerzas de vida, en el plano etérico. Rudolf Steiner, después de dejar claro que el Misterio del Gólgota fue el hecho más esencial en la evolución del hombre y de la Tierra, dijo que el hecho de que  Cristo, en su aparición en el mundo etérico, llegara a pasar  desapercibido, sería una gran desgracia para la humanidad.  Desde la segunda década del siglo XXI es patente el esfuerzo y la intensidad con que un número creciente de hombres está despertando del sueño al que le querían y quieren forzar estas potencias que viven en lo no verdadero y en la muerte. En este despertar hay esperanza, y deseable sería que su fruto llevara a la comprensión del Impulso de Cristo o, en otras palabras, al profundo entendimiento de la dimensión espiritual de los Evangelios., al profundo entendimiento del ser de Sofía. He dicho deseable porque hay un peligro real de que este despertar se manifieste simplemente como  reaccionario, como el movimiento de un péndulo que va de un extremo a otro, y no desarrolle la imaginación necesaria para construir un mundo diferente. Si esto fuera así, las aguas arrojadas desde la boca del dragón se multiplicarían y la Tierra tendría que hacer un esfuerzo mayor para acogerlas y proteger a Sofía.

Enero 2015

Jesús López

[1] Véase el documental  – semillas de Muerte –“Seed of Death” En YouTube

[2] Véase loa trabajos y las entrevistas hechas a Barrie Traower,  colaborador en la creación de ciertas tecnologías para los servicios secretos británicos, y la obra del  Dr Dietrich Klinghardt.

[3] Vease http://www.stoptsmartmeeters

[4] http://www.fluoridalert.org

[5] Muy recomendada, aparte de la obra de Rudolf Steiner, la obra de Ken Robinson . Hay muchos videos de este último en YouTube

[6] Vease el documental “Thrive” de Foster Gamble.

[7] Siempre recomendable a este respecto  es el libro de George Orwel “1984”

[8] “Rudolf Steiner über die Wiederkunft Christi”. Harald Giersh

[9] Vease el documental Dark Legacy. George Bush and the murder  of John Kennedy..


Deja un comentario

Vacunas y enfermedades infantiles

El tema de las vacunas es polémico y genera sin duda mucha controversia en ciertos ámbitos de la población. Sin entrar ahora a exponer el significado de las enfermedades infantiles, como enfermedades que tienen que ver con el karma de la humanidad, si quisera mencionar los siguientes datos, que necesariamente han de constituir  un ejercicio de pensamiento para aquél que esté interesado en este tema:

Las cifras corresponden a Estados Unidos y se encuentran en el blog feastandfamine

 1983   Los niños reciben 10 vacunas de acuerdo al calendario de vacunación

Casos de autismo   1 entre 10.000

2008     Los niños reciben 36 vacunas

Casos de autismo  1 entre 150

2013    Los niños reciben 46 vacunas

Casos de autismo    1 entre 88

2020   ?  ………………………..       Imágine usted, lector, conociendo que las empresas farmaceúticas no ceden en sus esfuerzos por desarrollar más y más vacunas. ¿Será la próxima una contra el ébola?

Este tema tiene que ver con un ataque constante, que acontence en nuestro siglo, a las fuerzas vitales del hombre. Pero desarrollar este punto necesita tiempo y un marco más amplio de discusión.

Jesús López

Enero 2015


Deja un comentario

ASPECTOS DEL AUMENTO DE POBLACION EN LA TIERRA

La  referencia que aquí publico de Rudolf Steiner siempre tendrá actualidad. En su descripción de la evolución de la Tierra, Rudolf Steiner habla de cómo distintos grupos de hombres, en realidad la mayoría de la humanidad, en cierto momento cercano al hecho de la Tentación en el Paraiso, en la Epoca Lemúrica,  tuvieron que abandonar el planeta Tierra y pasar a morar en otros planetas del sistema solar, pues las condiciones que la Tierra entonces ofrecía no creaban un marco posible de vida para estas almas.

Es interesante que en nuestro tiempo distintas personas con ciertos poderes de clarividencia han manifestado percibir en ciertos seres humanos formas astrales que no son humanas, asemejándose algunas de ellas a réptiles. Todo esto, por supuesto, ha creado todo una serie de teorías que abonan los campos especulativos del pensamiento. Sin embargo, la referencia de Rudolf Steiner, hace casi un siglo,  a estas fomaciones astrales semejantes a langostas etéricas con rostro humano, abre un ámbito nuevo al terreno del pensamiento. En última estancia, la percepción suprasensible y la claridad dle pensar han de ser los jueces sobre este tema.

Rudolf Steiner toca el tema en esta conferencia acerca del aumento de población en la Tierra de acuerdo  a los datos reflejados en estadísticas. A estas no les concede el acierto completo y continúa:

“…..en detalle no siempre es correcto (se refiere a los resultados de las estadísticas)  pero, tomándolo de modo general, si es cierto que en nuestra época aparece algo así como un excedente de hombres, hombres que carecen de Yo, que, en realidad, no son hombres. Esta es una terrible verdad. Estos hombres andan por aquí y por allá, no son encarnaciones de un Yo, son puestos dentro de la herencia física, adquieren un cuerpo etérico y cuerpo astral y, en un cierto sentido, están dotados interiormente con una consciencia ahrimánica. Dan la impresión de ser hombres cuando uno no mira atentamente, pero en el sentido completo de la palabra, no son hombres.

Esto es una verdad terrible, pero es real, es una verdad, así es. Y el Apocalipsis se refiere directamente a estos hombres cuando habla de la plaga de langostas que llega con la quinta trompeta. De nuevo se puede reconocer al autor del Apocalipsis en lo que es su mirar activo, sus visones. Pues en su cuerpo astral estos hombres se presentan tal como son descritos: como langostas etéricas con rostros humanos. Por supuesto que respecto a estas cosas de carácter suprasensible uno ha de pensar que han de ser conocidas por el sacerdote, ya que el cuidado de las almas corresponde a su cometido. El, por lo tanto, ha de encontrar las palabras para todo aquello que ocurre en un alma como ésta. Estas almas no necesariamente han de ser malignas; precisamente pueden ser almas que han llegado hasta lo anímico, pero carecen del Yo. Y uno se dará cuenta de ello cuando tenga lugar un encuentro con un alma semejante. El sacerdote ha de conocer esto, pues influencia a la comunidad que forman los hombres. Y son especialmente aquellos seres humanos que poseen un alma con la presencia del Yo, los que están animados verdaderamente,  los que sufren debido a estos hombres-langostas que se encuentran en el mundo. ¿Cómo ha de comportarse uno frente a tales seres humanos?

Frente a tales hombres se tiene con frecuencia una tarea muy difícil, porque no hay duda de que ellos pueden sentir muy profundamente, su sentir puede ser extraordinariamente profundo, pero uno se da cuenta que dentro de ellos no se halla ninguna individualidad. Naturalmente que uno ha de ocultarles este hecho, que en ellos no existe una individualidad, puesto que la consecuencia de saber esto sería necesariamente la locura. Pero a pesar de que se les tenga que ocultar, se trata de que todo en relación a estas almas se disponga de tal modo – ellas son almas, pero no espíritus – que estos seres humanos encuentren el vínculo con otros hombres en cuya compañía puedan evolucionar, es decir, que en cierta manera puedan ir conjuntamente con estos otros hombres. Estos hombres carentes de Yo muestran con bastante precisión la naturaleza del hombre hasta los 20 años. Pues con los 20 años tiene lugar el nacimiento del alma de entendimiento o del ánimo y con ello la posibilidad del despliegue de las vivencias terrenales del Yo – (aquí debe haber un fallo en la transcripción puesto que a los 20 años lo que ha nacido es el alma sensible. Con los 28 comienza el desarrollo del alma de entendimiento y/o del ánimo,. Nota del traductor) – Aquel que afirmarse que frente a estos hombres carentes de individualidad uno tendría que comportarse sin tomar partido alguno, sin participar, pues estos no tendrían una futura encarnación, ya que carecen de la individualidad, se equivocan completamente. Si así pensasen, también tendrían que afirmar que  frente a los niños el comportamiento habría de ser el mismo. En cada caso hay que decidir, hay que ver, lo que se encuentra dentro de un hombre de estas características. Algunas veces se hallan almas póstumas, póstumas frente a las almas humanas que aparecieron en un determinado periodo de la evolución y se encarnan repetidamente como hombres. Pero también pueden ser almas rezagadas que más tarde vuelven de nuevo a la Tierra desde otros planetas, planetas en donde anteriormente tuvo que marcharse casi la totalidad de la humanidad. Es decir, que debemos educar con toda nuestra consciencia a estos hombres, considerándolos como si fueran niños…………. “ Rudolf Steiner Fragmento de la conferencia 13 (17.091924) del ciclo Apocalipsis y el actuar del sacerdote – curso dado para los sacerdotes de la Comunidad de Cristianos. Publicado en alemán por primera vez en 1995.

Traducción Jesús López

Jesús López

Enero 2015


3 comentarios

SEMILLAS DE MUERTE. UN DRAGON LLAMADO MONSANTO

Jesús López. Noviembre 2014

Estimado lector, para comenzar, te invito a un ejercicio de pensamiento.

Imagina que llevas años entregado al desarrollo de un producto, algo que quieres poner en el mercado para el uso de los hombres. Imagina tu esfuerzo, tu ilusión, las horas empleadas, los momentos de luz y de sombras en el proceso. Al final llega el día y lo ofreces, está listo. Ese producto es parte de tu esfuerzo, es algo nacido de tu iniciativa, estás unido a él, lo cuidas, lo nombras, y te haces responsable de ello. Buscas la opinión del consumidor, pues tu producto, como todos, puede ser mejorado. Te interesa lo que la persona que lo compra va a decir…. Este proceso es algo natural, arquetípico del comercio.

Imagina ahora lo contrario. Pasas años desarrollando un producto, lo terminas, lo pones en el mercado, pero al final ocultas su procedencia al consumidor, te desvinculas de él, no quieres que la gente sepa su origen, su autoría. Es más, no te responsabilizas por él, buscas crear las condiciones jurídicas de inmunidad legal si el producto llegará a causar daño a su consumidor y a la continuación de la producción planeada. Esta situación parece inimaginable, algo ficticio, algo que nunca podría ocurrir …….. , a no ser que habláramos de algo malévolo. Sigue leyendo


1 comentario

DESDE ADVIENTO HASTA EL 6 DE ENERO

Indicaciones de Rudolf Steiner, dadas a conocer por Herbert Hahn. (Traducción del alemán, Jesús López)

ADVIENTO: Para el buscador de la luz, las resistencias que encuentra en la vida en el tiempo de Adviento deben constituir una piedra de toque especial (un criterio especial). Él tiene siempre que esforzarse en conseguir llegar a separar las personas de la cosa (que les ocupa, de que se trata), pues el sufrimiento y las dificultades nos son enviados como pruebas, y los hombres a través de los cuales nos acontecen estas dificultades son sólo la herramienta para ello. Debemos llegar a acomodarnos, a estar presentes en cada situación, reposar en ella sin perdernos. El contenido de la gran exigencia de este tiempo es incorporar realmente en sí mismo lo divino (estado del nacimiento), y no sólo vivenciar los divino en condiciones excepcionales. Todo lo que está relacionado con aquello que constituye la personalidad terrenal, debemos excluirlo. Debemos adquirir las cualidades propias de los niños, estar frente a los otros completamente relajados.

Todo lo que se habla y se opina, las discusiones, irritaciones, todas estos lastres, hemos de dejarlos de lado.

Ante cada gran celebración se encuentra presente una oportunidad para vencer algo dentro de uno mismo – el sacrificio.

Sigue leyendo